Revista científica Pensamiento y Gestión, Vol 47

Tamaño de la letra:  Pequeña  Mediana  Grande

El Padrinazgo Comercial en la tienda de barrio

Margarita María Contreras Cuentas

Resumen


Algunas investigaciones realizadas recientemente han descubierto la existenciaen Colombia del padrinazgo comercial (Contreras y Arenas, 2009; Páramo,Contreras y Arenas, 2010). Visto como una expresión de la relaciónentre un padrino y un ahijado, ubicados en el canal tradicional de distribución−específicamente en la tienda de barrio−, el padrinazgo se ha convertidoen una institución reconocida y arraigada en la actividad socioeconómicade ciertas regiones del país, particularmente del Caribe colombiano.Su base denominativa se fundamenta en los rastros históricos del acto sacramentalde la Iglesia católica del bautismo que, como acción distintiva dela participación formal de los miembros de un grupo religioso, reiteraba latrilogía de relaciones padrinazgo-patrifiliación-compadrazgo. Con la presenciadel padrinazgo, a partir de una paternidad de tipo espiritual (García,1979), y en el marco de ciertas disposiciones de protección de los párvulos,se aseguraba un latente −a veces expreso− acompañamiento de los menoresen la ausencia parcial o definitiva de los padres (Borobio, 1988).Desde la perspectiva comercial, este padrinazgo parece tener sus orígenesen diferentes figuras que a través de la historia han relevado la relaciónentre alguien que domina un oficio y alguien que lo aprende. Así, seconoce al maestro artesano, hallado legalmente en el loco parentis en unarelación entre oficiales y aprendices subordinados a él, a quien, pese a noviiitener con ellos ningún vínculo de sangre, le eran confiados ciertos hijos,fungiendo él como padre sustituto (Sennett, 2009); el mentor, quien debíaestar dispuesto a organizar experiencias de desarrollo, dar consejos, procesary retroalimentar, absteniéndose de intervenir o resolver temas parael aprendiz (Dhaenens, Marler, Vardaman & Chrisman, 2018; Ghosh &Reio, 2013; McBurney, 2015); los patrocinadores, quienes participaban demanera secuencial y/o simultánea organizando eventos y algunas actividades(por lo general deportivas, artísticas y caritativas) utilizadas paracomunicarse con los diversos públicos que participaban (Chien, Cornwell& Pappu, 2011, p. 142).Bajo este marco general y en función de sus características contemporáneas,el padrinazgo comercial ha incluido no solo la labor trascendental detransferencia de saberes, de experiencias prácticas, de apoyo de todo tipoy de un notable acompañamiento social, sino que ha logrado conformardinámicos equipos de emprendedores familiares que como grupos de personasafines participan en múltiples iniciativas empresariales en búsquedade nuevas oportunidades (Discua Cruz, Howorth & Hamilton, 2013).De esta manera, el padrinazgo comercial ha sido definido como un fenómenosocioeconómico constituido por la integración de acciones de enseñanza, apoyoeconómico y emocional, en el mercado tradicional, de parte de los tenderos de barriode experiencia −llamados “padrinos comerciales”−, a los paisanos, amigos, dependientesy familiares - denominados “ahijados comerciales”, a fin de encontrar unbeneficio entre ellos, extendido a la materialización de las tiendas de barrio parael servicio de quienes consumen en este segmento de la economía (Contreras, 2019).Así, el papel jugado por el Padrinazgo Comercial en la cadena de distribucióntradicional es dado por la experiencia cotidiana de las relacionesentre padrino y ahijado y es sustentado en dos tipos de comportamientoque lo caracterizan:a) Por el comportamiento social, que soportado en la práctica religiosa haservido para seleccionar padrinos, quienes pueden sustituir a lospadres, creándose compromisos sociales alrededor de esta prácticaque aún hace parte de la sociedad.ixb) Por el comportamiento mercantil, fundamentado en las actividades básicasasociadas a la costumbre comercial y a las prácticas que emanande ella; todo ello estructurado en la dimensión típica de tiendade barrio.Producto de la interacción permanente entre los aspectos sociales y mercantilesinmersos en el padrinazgo comercial, la gestión de la tienda debarrio, como epicentro de una comunidad, se ha visto dinamizada de formanotable (Páramo et al., 2010) a través de la acción de cada uno de los participantes.El padrino comercial, quien es la persona que posee la experticia enla labor comercial tradicional, elige a los ahijados comerciales apadrinadospor él, y desarrolla las estrategias de transmisión del conocimiento en lavida práctica del negocio; es reconocido en el entorno del mercado por elliderazgo que ostenta, apoyando a muchos ahijados no solo en lo económico,sino también en el desarrollo exitoso de las acciones sociales que élejecuta en la comunidad. Por su parte, el ahijado comercial es quien decideser apadrinado, y al ser escogido por el padrino comercial para ser parte de suestrategia de vida y comercial, se siente como alguien que se merece −sinexigirlo− apoyo socioeconómico, enseñanza y asesoramiento.Como resultado de esta dinámica social, personal y comercial, los ahijados,después de cierto tiempo −por nadie determinado− se convierten enlíderes; primero desde la operatividad de la tienda de barrio y despuéscuando alcanzan la experticia que transmiten a otros, estructurando unaespecie de escuela tenderil.

Palabras Clave / Keywords

Padrinazgo, Comercial

Tipo de Artículo

Artículo de investigación científica y tecnológica

Texto completo: PDF

Refbacks

  • No hay Refbacks actualmente.


Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 License.